Información

Identificación de especies, árbol de Ecuador

Identificación de especies, árbol de Ecuador


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Este árbol fue fotografiado recientemente en Quito, Ecuador. Crece en todas partes. Soy nuevo en la flora de América del Sur, así que me gustaría saber de qué especie es.


Tu planta parece estar Chionanthus pubescens, el árbol de la franja rosa, que es originario de Ecuador y Perú. El género tiene varias especies. Pertenece a la familia Oleaceae, que incluye plantas muy conocidas como jazmín, forsitia, fresnos y olivos. No pude encontrar mucha información biológica sobre el árbol de la franja rosa, pero plantlist.org contiene una serie de enlaces a varias bases de datos que pueden ser útiles si desea profundizar.


Inga edulis

Inga edulis, conocido como helado de frijol, Joaquiniquil, cuaniquil, guama o guaba, es una fruta originaria de América del Sur. Pertenece a la tribu mimosoide de la familia de las leguminosas Fabaceae. [1] Es ampliamente cultivado, especialmente por indígenas amazónicos, para sombra, alimentos, madera, medicinas y producción de bebidas alcohólicas. cachiri. Es popular en Perú, Ecuador, Pernambuco-Brasil, Venezuela y Colombia. [2] El nombre taxonómico Inga se deriva de su nombre con el pueblo Tupí de América del Sur, mientras que el nombre de la especie edulis es el latín para "comestible". El nombre común "frijol helado" alude al sabor dulce y la textura suave de la pulpa.


Un árbol y su clasificación de especies

¿Qué significa "especie" de árbol? Una especie de árbol es un tipo de árbol individual que comparte partes comunes en el nivel taxonómico más bajo. Los árboles de la misma especie tienen las mismas características de corteza, hoja, flor y semilla y presentan el mismo aspecto general. La palabra especie es tanto singular como plural.

Hay casi 1200 especies de árboles que crecen naturalmente en los Estados Unidos. Cada especie de árbol tiende a crecer junta en lo que los forestales llaman áreas de distribución de árboles y tipos de madera, que se limitan a áreas geográficas con condiciones climáticas y de suelo similares. Muchos más se han introducido desde fuera de América del Norte y se consideran exóticos naturalizados. Estos árboles crecen muy bien cuando se cultivan en condiciones similares a las que eran nativos. Es interesante que las especies de árboles en los Estados Unidos superan con creces a las especies nativas de Europa.


Uso de la anatomía y fisiología de los árboles para la identificación

Los árboles se encuentran entre los productos de la naturaleza más útiles y hermosos de la tierra. Los árboles han sido cruciales para la supervivencia de la humanidad. El oxígeno que respiramos es liberado por los árboles y otras plantas. Los árboles previenen la erosión. Los árboles proporcionan alimento, refugio y material para los animales y el hombre.

En todo el mundo, el número de especies de árboles puede superar las 50.000. Dicho esto, me gustaría señalarle una dirección que le ayudará a identificar y nombrar las 100 especies de árboles más comunes de las 700 que son nativas de América del Norte. Quizás un poco ambicioso, pero este es un pequeño paso hacia el uso de Internet para aprender sobre los árboles y sus nombres.

Ah, y es posible que desee considerar hacer una colección de hojas mientras estudia esta guía de identificación. Una colección de hojas se convertirá en una guía de campo permanente para los árboles que haya identificado. Aprenda a hacer una colección de hojas de árbol y utilícela como referencia personal para futuras identificaciones.

¿Qué es un árbol?

Comencemos con la definición de árbol. Un árbol es una planta leñosa con un solo tronco perenne erecto de al menos 3 pulgadas de diámetro a la altura del pecho (DAP). La mayoría de los árboles definitivamente han formado copas de follaje y alcanzan alturas de más de 13 pies. En contraste, un arbusto es una planta leñosa pequeña, de bajo crecimiento con múltiples tallos. Una vid es una planta leñosa que depende de un sustrato erecto para crecer.

El solo hecho de saber que una planta es un árbol, a diferencia de una vid o un arbusto, es el primer paso en su identificación.

La identificación es realmente bastante simple si utiliza estas tres "ayudas" siguientes:

Consejos: Recolectar una rama y / o una hoja y / o una fruta le ayudará en las próximas discusiones. Si eres realmente trabajador, necesitas hacer una colección de prensados ​​de hojas de papel encerado. Aquí está cómo hacer un prensado de hojas de papel encerado.

Si tiene una hoja en común pero no conoce el árbol, ¡use este Buscador de árboles!

Si tiene una hoja común con una silueta promedio, ¡use esta galería de imágenes de silueta de hoja!

Si no tiene una hoja y no conoce el árbol, ¡use este Buscador de árboles de invierno inactivo!

Uso de partes de árboles y rangos naturales para la identificación de especies

Ayuda n. ° 1 - Descubra cómo se ven su árbol y sus partes.

Las partes botánicas de los árboles como hojas, flores, corteza, ramitas, formas y frutos se utilizan para identificar especies de árboles. Estos "marcadores" son únicos, y en combinación, pueden facilitar la identificación de un árbol. Los colores, las texturas, los olores e incluso el sabor también ayudarán a encontrar el nombre de un árbol en particular. Encontrará referencias a todos estos marcadores de identificación en los enlaces que he proporcionado. También puede utilizar mi Glosario de ID de árbol para los términos que se utilizan para describir los marcadores.

Ayuda n. ° 2: averigüe si su árbol crecerá o no en un área en particular.

Las especies de árboles no se distribuyen al azar, sino que están asociadas con hábitats únicos. Esta es otra forma de ayudarlo a discernir el nombre de un árbol. Es posible (pero no siempre) eliminar árboles que normalmente no viven en estado salvaje en el bosque donde vive su árbol. Hay tipos de madera únicos ubicados en toda América del Norte.

Los bosques de coníferas del norte de abetos y abetos se extienden a través de Canadá y hacia el noreste de los Estados Unidos y por las montañas Apalaches. Encontrará especies únicas de frondosas en los bosques caducifolios del este, pinos en los bosques del sur, Tamarack en los pantanos de Canadá, el pino Jack en la región de los Grandes Lagos, el abeto Doug del noroeste del Pacífico, los bosques de pino Ponderosa del Montañas Rocosas del sur.

Muchas fuentes de identificación utilizan una clave. Una clave dicotómica es una herramienta que permite al usuario determinar la identidad de elementos en el mundo natural, como árboles, flores silvestres, mamíferos, reptiles, rocas y peces. Las claves consisten en una serie de opciones que llevan al usuario al nombre correcto de un elemento determinado. "Dicotómico" significa "dividido en dos partes". Por lo tanto, las claves dicotómicas siempre dan dos opciones en cada paso.
My Tree Finder es una llave de hoja. Búscate un árbol, recolecta o fotografía una hoja o aguja y usa este sencillo buscador de estilo "clave" para identificar el árbol. Este buscador de árboles está diseñado para ayudarlo a identificar los árboles más comunes de América del Norte, al menos a nivel de género. Estoy seguro de que también puede seleccionar la especie exacta con los enlaces proporcionados y un poco de investigación.

Aquí hay otra gran clave de árbol que puede usar de Virginia Tech: A Twig Key: se usa durante la inactividad del árbol cuando las hojas no están disponibles.

Identificación de árbol en línea

Ahora tiene información real para ayudar a identificar y nombrar casi cualquier árbol en América del Norte. El problema es encontrar una fuente específica que describa un árbol específico.

La buena noticia es que he encontrado sitios que ayudan a identificar árboles específicos. Revise estos sitios para obtener más información sobre la identificación de árboles. Si tiene un árbol en particular que necesita un nombre, comience aquí:

Una llave de hoja de árbol
Una guía de campo de identificación que le ayuda a identificar rápida y fácilmente 50 coníferas y maderas duras importantes utilizando sus hojas.

Los 100 mejores árboles de América del Norte
Una guía muy vinculada a las coníferas y las maderas duras.


Discusiones y conclusiones

Las relaciones filogenéticas entre secuencias de genes se definen por su relación en un árbol de genes en el contexto de un árbol de especies. Debido a la complejidad de realizar inferencias de ortología filogenética a partir de secuencias de genes en bruto, se han desarrollado múltiples métodos para evitar la filogenia y aproximar las relaciones filogenéticas de la heurística en puntuaciones de similitud de secuencias por pares. Tales aproximaciones están sujetas a errores comunes que se pueden evitar mediante el análisis de árboles filogenéticos de secuencias de genes. Aquí, presentamos una actualización sustancial de OrthoFinder que proporciona una herramienta de software de inferencia de ortología fácil de usar, rápida, precisa y completamente filogenética.

A partir de las pruebas en los puntos de referencia estándar de la comunidad, demostramos que OrthoFinder es el método de inferencia de ortología más preciso disponible. Además, mostramos que al adoptar un enfoque filogenético, OrthoFinder proporciona información adicional sustancial (incluidos árboles de genes enraizados, árboles de especies enraizados y eventos de duplicación de genes) que no se proporcionan mediante métodos heurísticos. Por lo tanto, OrthoFinder es el método de inferencia de ortología más preciso y más rico en datos para la genómica comparativa.

La única entrada requerida para OrthoFinder es el conjunto de secuencias de aminoácidos de los genes que codifican proteínas para las especies de interés. OrthoFinder se ha diseñado pensando en la facilidad de uso y el análisis completo se inicia con un solo comando. Los parámetros predeterminados de OrthoFinder están optimizados para la velocidad y la escalabilidad y permiten el análisis combinado de cientos de especies en los recursos informáticos comúnmente disponibles. Sin embargo, OrthoFinder también está diseñado pensando en el usuario experto, y los pasos intermedios del algoritmo pueden sustituirse por otros métodos para la alineación de secuencias múltiples y la inferencia de árboles si el usuario lo desea. Ilustramos la compensación tiempo-precisión asociada con los cambios en los pasos internos del algoritmo y mostramos que la implementación más rápida y menos precisa de OrthoFinder es aún más precisa que cualquier otro método de inferencia de ortología.


Materiales y métodos

Compilación de la base de datos de anfibios

Para recopilar datos de distribución de anfibios ecuatorianos, compilamos registros de ocurrencia a lo largo del rango de distribución completo de cada especie de las bases de datos de los siguientes museos ecuatorianos: Instituto Nacional de Biodiversidad (INABIO-DHMECN) Museo de Zoología, Universidad Técnica Particular de Loja ( MUTPL) Museo de Zoología, Universidad del Azuay (MZUA) Museo de Zoología, Universidad Tecnológica Indoamérica (MZUTI) Museo de Zoología, Universidad San Francisco de Quito (ZSFQ) Centro Jambatu (CJ). También compilamos registros de las siguientes bases de datos: Proyecto Conservación de Anfibios y Recursos Genéticos del Ministerio de Ambiente del Ecuador (MAE-PARG), bases de datos: Global Biodiversity Information Facility (GBIF https://www.gbif.org), iNaturalist (https : //www.iNaturalist.org), VertNet (http://vertnet.org/), Batrachia (https://www.batrachia.com), SapoPediaEcuador (http://www.anfibiosecuador.ec/index.php ? aw [13]), Anfibios Ecuador — Bioweb, Museo de Zoología de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador (QCAZ https://bioweb.bio [14]). Además, obtuvimos datos inéditos evidenciados por muestras de vales, o fotografías, recolectadas en el campo y compartidas por los autores durante los talleres de Evaluación de la Lista Roja Ecuatoriana (Tabla S1). El conjunto de datos final incluyó datos compilados hasta el 31 de octubre de 2020 (Figura 1).

Un total de 37,328 registros de 635 especies nativas (incluyendo Rana catesbeiana, una especie introducida) evaluada para la Lista Roja de anfibios ecuatorianos de la UICN. Las categorías en la leyenda corresponden al Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP) en Ecuador. Los detalles de colecciones, fuentes y bases de datos se proporcionan en la Tabla S2.

Seguimos la nomenclatura propuesta por Grant et al. [30], Guayasamín et al. [31], Castroviejo-Fisher et al. [32], setos et al. [33] para Strabomantidae todos los demás grupos de taxones siguen The Amphibian Species of the World [15]. Los registros de fuera de Ecuador se analizaron, verificaron errores y mejoraron con el mismo nivel de precisión que los registros de dentro de Ecuador [34], mediante una evaluación taxonómica de especímenes en colecciones científicas, validación de registros basados ​​en la distribución biogeográfica, filogenética, taxonómica análisis, fotografías publicadas en otros lugares [35-43], una revisión sistemática de la literatura y discusiones con 33 herpetólogos expertos de todo el país, incluidos los autores de este artículo, realizados durante ocho talleres entre 2017 y 2020. Los participantes del taller se distribuyeron en tableros según familias taxonómicas y regiones geográficas. Las autoridades de la Lista Roja participaron en todos los talleres, para garantizar el correcto uso y aplicación de todas las categorías y criterios de la UICN a nivel nacional (es decir, Diego F.Cisneros-Heredia, Coordinador Regional de la Autoridad de la Lista Roja de Anfibios para Ecuador Stephanie Arellano, Oficial de Programas, UICN Oficina Regional para América del Sur).

La Evaluación de la Lista Roja y la Lista Roja de Anfibios del Ecuador aquí presentadas fueron validadas oficialmente por el Ministerio del Ambiente de Ecuador (Acuerdo Ministerial 069).

Datos espacializados por especie y datos geoespaciales para cuencas hidrográficas, modelo de elevación digital y mapas base de Ecuador (http://ide.ambiente.gob.ec/mapainteractivo/ http://www.igm.gob.ec/work/files/ descargas / mapafisico.html) se revisaron utilizando QGIS 3.4.14 para evaluar la coherencia de los datos [44]. Los datos de elevación se extrajeron para cada punto de datos y se representaron en diagramas de caja para encontrar valores atípicos y otros posibles errores de datos. Los datos de ocurrencia problemática, ya sea a nivel georreferenciado o taxonómico, se eliminaron del conjunto de datos. Los expertos en taxonomía validaron los datos y destacaron errores o inexactitudes durante los talleres. Los registros con datos georreferenciados incorrectos se corrigieron utilizando la capa Google Satellite en QGIS, solo cuando los recolectores verificaron la ubicación exacta. Este proceso tenía como objetivo obtener una base de datos limpia y depurada que cumpliera con los estándares apropiados para el modelado de nichos ecológicos [45-47], análisis biogeográficos [48, 49] y Evaluación de la Lista Roja [12, 16, 21], según las directrices de Darwin Core (https : //dwc.tdwg.org/).

Datos ambientales

Las variables climáticas para los escenarios actuales y futuros se descargaron de la base de datos WorldClim2 [50] (http://www.worldclim.org). Obtuvimos 15 variables climáticas a 30 segundos (

1 km 2) de resolución espacial, excluimos las cuatro capas que combinan información de precipitación y temperatura en la misma capa debido a anomalías espaciales [51]. Para caracterizar las condiciones climáticas futuras, utilizamos datos para dos escenarios de emisiones de rutas de concentración representativas del IPCC (RCP 4.5 y 8.5) del modelo de circulación global (GCM) del Hadley Global Environment Model 2 — Earth System (HadGEM2-ES) [50]. Los escenarios futuros de RCP 4.5 asumen un crecimiento relativamente lento de los ingresos, un aumento de la población humana y mejoras modestas en la tecnología y la intensidad energética, lo que lleva a una mayor demanda de energía y un aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero a largo plazo, considerando la ausencia de políticas de mitigación del cambio climático, mientras que el escenario RCP 8.5 representa mayores emisiones de gases de efecto invernadero previstas [52].

Análisis de datos y modelización ecológica

Las especies se dividieron en dos grupos: 1) aquellas que pudieron ser modeladas (485 sp), y 2) aquellas que no pudieron ser modeladas debido al bajo número de puntos de ocurrencia (menos de 5 localidades 151 sp), puntos de ocurrencia situados en cerca -píxeles ubicados o modelos no estadísticamente significativos según los umbrales de AUC. Para el primer grupo, implementamos un proceso de modelado con MaxENT [53]. Usamos el conjunto de datos completo de registros a lo largo del rango de distribución conocido de cada especie. Las características del modelo (creación, calibración, selección y evaluación) se realizaron en kuenm Paquete R [54]. El procedimiento Jackknife y las estadísticas de correlación (-0,8 a 0,8 pulg. Pearson r valores) se utilizaron para evaluar la importancia de las variables en una primera ejecución con todos los valores por defecto.

Una vez seleccionadas las variables climáticas, obtuvimos modelos candidatos con diferentes parámetros (siete reguladores de multiplicación — 0.1, 0.4, 0.7, 1, 2, 3, 4 — y siete clases de características — lineales (l), cuadrático (q), producto (pag), y todas las combinaciones lq, lp, pq, lqp-). El número máximo de puntos de fondo fue 10,000. Seleccionamos al azar el 70% de los datos para el entrenamiento y usamos el 30% restante para las pruebas. Se establecieron un total de 500 carreras para la construcción de modelos. El mejor modelo se seleccionó de acuerdo con los criterios de tasa de omisión & lt 10% y delta AIC & gt 2.

Un paso importante en el modelado de nichos ecológicos es definir una región de calibración, el área accesible ("M", en adelante) para las especies [45, 47, 55]. En este estudio, delimitamos "M" utilizando las provincias biogeográficas del Neotrópico [56], las cuencas hidrográficas y un modelo de elevación digital para encontrar las barreras físicas que determinan el área de accesibilidad de cada especie de anfibios. Encontramos patrones de distribución similares entre varias especies, reiterando las mismas barreras físicas (es decir, los Andes, cuencas, cordilleras, etc.). Por estas razones, se construyeron algunas "M" genéricas para las diferentes regiones (es decir, sierra, costa y Amazonia), y estas se asignaron a cada una de las especies. Para los taxones que carecen de suficientes puntos de datos para el modelado ecológico, el Área de ocupación (AOO) se calculó [3] en el software R (https://www.r-project.org/), utilizando una cuadrícula de 2 x 2 km creada en QGIS. 3.4.14 y extraer y contar el número de celdas ocupadas por la especie.

Modelo de riqueza acumulativa de especies

Se realizaron modelos de riqueza acumulada de especies (CSRM) sumando los resultados de los modelos binarios de Maxent (área de idoneidad) y Área de Ocupación (AOO) para cada una de las familias y categorías de conservación. Los resultados se mostraron utilizando el tmap paquete [57] en el software R (https://www.r-project.org/). Las especies endémicas se refieren aquí a especies restringidas enteramente a Ecuador, y fueron determinadas con base en las categorías propuestas por Ron, A. (14). Usamos una prueba de Kruskal-Wallis y una prueba de Wilcoxon para muestras pareadas para comparar grupos de taxones endémicos / no endémicos y categorías de amenazas para la conservación relacionadas con rangos de altitud.

Modelo de amenaza

Para tener una mejor comprensión de los impactos potenciales de las actividades humanas en la distribución de los anfibios ecuatorianos, seguimos criterios estandarizados para definir los elementos de riesgo y las amenazas potenciales, basados ​​en la supervisión experta para la clasificación jerárquica por UICN-CMP (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza— Asociación de Medidas de Conservación) [3, 58]. En general, se utilizaron ocho amenazas principales con 34 subcategorías para desarrollar una amenaza o un modelo de superficie de riesgo ambiental (ERS) (Tabla 1).

Utilizamos un léxico estándar para las clasificaciones de amenazas [58]. Estos elementos se mapearon espacialmente (ArcMap v.10) como puntos, polígonos y líneas, y luego se convirtieron en archivos ráster para calcular las distancias euclidianas de cada amenaza. La Distancia de Influencia (metros) fue asignada a cada subcategoría con base en áreas de amortiguamiento con una función de decaimiento respectiva, dando valores de acuerdo a la intensidad de amenazas antropogénicas y naturales. Para reducir la subjetividad por sesgo en la toma de decisiones, en cuanto a la adscripción de Intensidad a cada elemento de riesgo, se aplicó una Toma de Decisiones de Criterios Múltiples (MCDM) a través del Proceso de Jerarquía Analítica (AHP) sobre el análisis (Tabla S3). Una vez obtenidos los insumos, se automatizó el proceso mediante ModelBuilder desde ArcMap, con un proceso iterativo por subcategoría (S1 Fig). Finalmente, las salidas se superpusieron con una calculadora ráster para desarrollar un ERS, que considera una superposición ponderada de amenazas específicas de anfibios en Ecuador, con una resolución de 30 m x 30 m.

Evaluación de la Lista Roja Nacional

El estado de conservación de las especies de anfibios en Ecuador se evaluó siguiendo los protocolos, estándares, criterios, subcriterios y ajustes para las evaluaciones nacionales propuestos por la UICN [3, 59].

El conjunto de datos fue compilado en una base de datos geoespacial utilizada para evaluar la distribución y amenazas en una serie de talleres promovidos por el grupo de trabajo liderado por los autores. Los datos por especie fueron analizados principalmente por registros (N), porcentaje de registros en Ecuador (%), área de ocurrencia (AOO, km 2), área de idoneidad reconstruida por modelación de nicho (km 2), contracciones ambientales [60, 61] en escenarios futuros (% de reducción con respecto al modelo ecológico actual) y valores superiores a 0,5 (en el tercer cuartil) del modelo de amenaza.

Todas las estadísticas (43 en total) utilizadas para aplicar criterios y subcriterios para evaluar el estado de conservación de una especie determinada se detallan en la Tabla S2. Los datos adicionales relacionados con el tamaño de la población o la disminución del número de individuos maduros se documentaron a partir de la literatura o los datos de los autores proporcionados en los talleres. Como apoyo adicional a la evaluación, se utilizaron mapas básicos para el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP - Sistema Nacional de Áreas Protegidas), Patrimonio Forestal, Bosques y vegetación protegidos, Áreas de Conservación, Humedales Ramsar, Uso del suelo y áreas boscosas (hasta 2018) y Regiones Naturales del Ecuador, descargadas en formato vectorial desde servidores nacionales [27, 62–64]. Calculamos la representatividad amenazada en un grupo taxonómico (TR): el número de taxones amenazados / número total de taxones por familia X 100. La evaluación comparativa de los taxones amenazados con respecto a la última Lista Roja Nacional sigue a Ron, Guayasamin (27).


Excursiones

Tierras Altas del Páramo

Realice una visita de tres días a las tierras altas del páramo andino en la Reserva Antisana o Chimborazo y / u otras reservas de gran altitud. El páramo es un ecosistema tipo tundra exclusivo del neotrópico. Aprenderá sobre su ecología rara y estrategias de conservación para hacer frente a los impactos humanos y el cambio climático y proteger especies en peligro de extinción como el espectacular cóndor andino, el ave voladora más grande de la Tierra.

Bosque nuboso

En una excursión de ocho días al Bosque Nuboso, aprenderá sobre el ecosistema, los métodos de investigación de campo, los movimientos ambientales locales y las comunidades que viven en la región. Pasará cinco días en la reserva del Bosque Nuboso de Santa Lucía estudiando esta área biodiversa a través de métodos de campo de ecología y caminatas guiadas. También visitará la Reserva Comunitaria de Yunguilla y participará en actividades como agricultura orgánica, cosecha, procesamiento de productos locales o ganadería, y convivirá con una familia campesina durante tres días.

Amazonia ecuatoriana

En esta excursión de ocho días, aprenderá sobre los principales impactos humanos en la base de recursos naturales y la biodiversidad. Sus primeros tres días los pasará alrededor del lago Limoncocha aprendiendo sobre la explotación petrolera y las plantaciones de aceite de palma africana en la región. Luego pasará cinco días en la Estación Biológica Tiputini en el Parque Nacional Yasuní para aprender sobre la ecología del bosque lluvioso, las características ecológicas de la Amazonía y los métodos de monitoreo y manejo de la flora y fauna del área.

Islas Galápagos

Vea el país de las maravillas de Darwin durante una excursión de una semana a las Islas Galápagos. La mitad de la semana la pasará en un bote con un naturalista de habla hispana aprendiendo sobre plantas, aves, reptiles y mamíferos endémicos. Observará formaciones geológicas, aprenderá sobre los procesos evolutivos y estudiará el hábitat marino a través del esnórquel, la instrucción y la observación.

Tenga en cuenta que SIT hará todo lo posible para mantener sus programas como se describe. Sin embargo, para responder a situaciones emergentes, SIT puede tener que cambiar o cancelar programas.

Escuchas todo sobre las Galápagos y Darwin en clase biológica, pero la pura magnificencia de estas islas aisladas trasciende su historia.


Cómo identificar árboles de hoja caduca por sus hojas

Steve Nix es miembro de la Society of American Foresters y ex analista de recursos forestales del estado de Alabama.

Treehugger / Catherine Song

Ya sea que esté dando un paseo por el bosque o un parque o simplemente sentado en su propio patio trasero, es posible que sienta curiosidad por los árboles que lo rodean. Los árboles de hoja caduca, incluidos robles, arces y olmos, pierden sus coloridas hojas en el otoño y brotan nuevas y brillantes hojas verdes en la primavera. Hay docenas de variedades diferentes, cada una con sus propias estructuras y formas de hojas únicas.

Al identificar las hojas, lo primero que hay que tener en cuenta es la disposición de las hojas a lo largo del tallo. Algunas hojas crecen en pares opuestas entre sí en el tallo, mientras que otras crecen en un patrón alterno.

Lo siguiente que debe inspeccionarse es la estructura de las hojas. Todas las hojas constan de dos partes principales, un pecíolo y una lámina. La lámina, o limbo de la hoja, es el área plana donde ocurre la fotosíntesis, mientras que el pecíolo es el tallo que conecta la lámina al tallo. Si una hoja tiene una hoja sin dividir, se clasifica como hoja simple. Si una hoja tiene una hoja dividida, una que forma una colección de folíolos, se considera una hoja compuesta.

Las hojas compuestas se pueden subclasificar según la disposición de sus folletos. Las hojas compuestas palmeadas tienen folíolos que se extienden directamente desde el final del pecíolo. Se extienden, en grupos de tres o más, como dedos de la palma de la mano. Las hojas pinnadas compuestas tienen folíolos que se extienden desde una vena que se conecta al pecíolo. Las hojas bipinnadamente compuestas se extienden desde las venas secundarias que se conectan a la vena principal.

Una vez que haya reducido el tipo de hoja, debe examinar las otras características del árbol, incluido su tamaño y forma, sus flores (si tiene alguna) y su corteza. En conjunto, esta información debería permitirle hacer una identificación del árbol.


Descargue e imprima este artículo para su uso personal académico, de investigación y educativo.

Compre una única edición de Ciencias por solo $ 15 USD.

Ciencias

Vol 295, número 5555
25 de enero de 2002

Herramientas del artículo

Inicie sesión para agregar una alerta para este artículo.

Por Richard Condit, Nigel Pitman, Egbert G. Leigh Jr., Jérôme Chave, John Terborgh, Robin B. Foster, Percy Núñez, Salomón Aguilar, Renato Valencia, Gorky Villa, Helene C. Muller-Landau, Elizabeth Losos, Stephen P. Hubbell

Ciencias 25 de enero de 2002: 666-669


Investigación en la Selva del Chocó

La investigación científica de alto nivel es el pilar de nuestros esfuerzos en Ecuador. La amplitud, profundidad y calidad de nuestra ciencia es lo que nos distingue de otras organizaciones conservacionistas. Hemos iniciado e implementado proyectos de investigación de vanguardia con implicaciones de conservación en todo el Ecuador, con un enfoque en las selvas tropicales del Chocó en la región noroeste del país.

La Región Biogeográfica del Chocó, que se extiende por 100.000 km² de bosque húmedo en el occidente de Colombia y el noroeste de Ecuador, es una de las áreas con mayor diversidad biológica del mundo. Es un hotspot reconocido mundialmente, y los estudios han revelado niveles excepcionales de diversidad y endemismo en plantas (especialmente palmeras), insectos y vertebrados (especialmente aves).

El Chocó ecuatoriano es una prioridad de conservación global. En 1996, quedaba menos del cuatro por ciento de los bosques primarios de Ecuador y la deforestación ha continuado a un ritmo constante desde que se llevó a cabo la encuesta hace casi una década. La población local está profundamente empobrecida y tiene pocas alternativas a las prácticas ecológicamente dañinas, como la agricultura de tala y quema, la extracción de madera y la caza. Sin iniciativas activas de capacitación y educación en conservación, es casi seguro que se perderá la selva tropical restante, con una gran pérdida para la biodiversidad y el bienestar de la población local.

Mapa del Chocó Ecuatoriano

CTR está trabajando para brindar la acción de conservación concertada y efectiva que el Chocó necesita. Nuestro proyecto combina investigación científica multidisciplinaria de alto nivel con capacitación en el terreno, desarrollo de capacidades y educación para lograr resultados de conservación duraderos. Nuestro enfoque tanto a nivel social como científico se basa en la inclusión e implicación de los ecuatorianos locales. A continuación, proporcionamos una breve descripción de nuestros principales proyectos de investigación en el Chocó. Para obtener más información sobre nuestro programa de investigación y capacitación y sobre oportunidades de voluntariado, comuníquese con el Director de CTR para América Latina, el Dr. Jordan Karubian.

Izquierda: Selva primaria del Chocó, uno de los ecosistemas más diversos del planeta
Derecha: Una pequeña cascada en la selva primaria del Chocó

Paraguas de barbas largas

Umbrellabirds de barbas largas (Cephalopterus penduliger) son aves grandes endémicas de la selva tropical del Chocó, lo que significa que no se encuentran en ningún otro lugar de la tierra. Como es el caso de muchas endémicas del Chocó, están en riesgo. Las sombrillas de barbas largas son sensibles a la actividad humana y la deforestación que ha estado asolando el Chocó y han sufrido una disminución poblacional de más del 20% en los últimos diez años. El tamaño de la población actual está por debajo de los 10,000 individuos y la especie está en peligro de extinción.

El pájaro paraguas de barbas largas es un ave espectacular con una apariencia verdaderamente extravagante. Los machos tienen crestas, barbillas, plumaje, exhibiciones y cantos muy evolucionados, y son casi el doble del tamaño de las hembras. Durante la temporada de apareamiento, los machos se congregan todas las mañanas en lek sitios, donde se muestran a las mujeres. En este inusual sistema de apareamiento, las hembras visitan el lek sitios solo para copular y cuidar de todos los demás aspectos de la crianza de los jóvenes por sí mismos. Las sombrillas de barbas largas comen frutas y son importantes dispersores de semillas grandes de árboles del bosque primario. Como tales, juegan un papel ecológico crítico en el mantenimiento del bosque primario y en la regeneración del hábitat perturbado.

Macho de pájaro paraguas de barbas largas

Desde 2002, CTR ha estado llevando a cabo una investigación intensiva sobre el pájaro paraguas de barbas largas. Nuestros métodos incluyen atrapar a las aves en redes de niebla que colocamos en el dosel del bosque, tomar medidas morfológicas, aplicar bandas de colores para su posterior identificación y colocar una pequeña radio en la cola antes de liberar al ave en la naturaleza. Luego, las aves equipadas con radio se rastrean a través de los bosques y se registran los datos sobre el uso del hábitat, el comportamiento social y la actividad de alimentación. Estos datos se utilizan con coordenadas GPS para mapear los requisitos del hábitat y los patrones de movimiento, y para medir la dispersión de semillas de los bosques primarios a los secundarios. Los datos que recopilamos tienen importantes consecuencias para la conservación de esta especie única y el hábitat del Chocó del que depende.

Jorge Olivo utilizando equipos de radio telemetría para rastrear la
movimientos de un pájaro paraguas de barba larga marcado por radio

Cuco de tierra con bandas

A pesar de su gran tamaño y apariencia llamativa, el cuco de tierra con bandas (Neomorphus radiolosus) es una de las aves menos conocidas del Ecuador. En el recientemente publicado Guía de las Aves del Ecuador, por ejemplo, la especie solo se reporta en cuatro localidades de Ecuador. El cuco de tierra con bandas se considera una especie en peligro de extinción dentro de Ecuador, y vulnerable a la extinción o en peligro de extinción en toda su área de distribución. Al igual que con el pájaro sombrilla de barbas largas, el estado precario del cuco de tierra con bandas se atribuye a la pérdida generalizada de los bosques primarios del Chocó. Antes de nuestra investigación, no se han realizado estudios detallados sobre el cuco de tierra con bandas o cualquiera de sus congéneres, y su biología básica es casi completamente desconocida.

Hemos iniciado el primer estudio a largo plazo del cuclillo terrestre con bandas en la selva tropical del Chocó, incluido el seguimiento por radio de un solo adulto durante casi un año. Este adulto nos llevó al primer nido confirmado de la especie, que estuvo activo en marzo y abril de 2005 y fue atendido por dos adultos que contribuyeron por igual a la incubación, la crianza y el aprovisionamiento de un solo pichón. El nido estaba ubicado en la selva primaria. Cuando no anidaba, el adulto equipado con radio ocupaba un área de distribución de cinco kilómetros cuadrados, con una marcada preferencia por un hábitat no perturbado. Los datos que hemos recopilado subrayan la importancia del hábitat de la selva tropical primaria para la conservación del cuclillo terrestre con bandas. Nuestros hallazgos, actualmente en revisión para su publicación, fueron presentados en una reunión internacional en Ecuador por Luis Carrasco.

Izquierda: Luis Carrasco sosteniendo un cuco de tierra con bandas
Derecha: Cuco de tierra con bandas, uno de los menos

Pajaritos de garganta morada

Al igual que el pájaro paraguas de barba larga, el cuervo de la fruta de garganta púrpura (Querulus querulus) es una Cotinga grande, mayoritariamente negra. Pero ahí es donde terminan las similitudes. Los pajaritos de garganta morada comen insectos y forman grupos grandes y socialmente cohesivos en los que varios individuos ayudan a criar a las crías. Esto proporciona un contraste fascinante e instructivo con las aves paraguas de barbas largas que se alimentan de frutas y se reproducen en lek. Estamos llevando a cabo un estudio a largo plazo del Fruitcrow de garganta morada que incluye el seguimiento de individuos equipados con radio, el mapeo de áreas de distribución y la documentación de la biología social y la ecología de alimentación. Our goal is to document the basic biology of this common, but little-known species and to contrast these findings with information on the Long-wattled Umbrellabird. Among other insights, this study will clarify our understanding of how differences in resource exploitation can result in very different patterns of social organization.

Left: Radio equipped Purplet-throated Fruitcrow, just before release to the wild
Right: Male Purple-throated Fruitcrow

Dr. Jordan Karubian processing a captured
Purple-throated Fruitcrow with Jorge and Rosa Olivo

Seed Dispersal by Large Avian Frugivores

Seed dispersal by animals plays an important role in maintaining the structure of tropical rainforests and is also central to the process of regeneration of forests that have been cut. For example, up to 80% of tree species in tropical forests may rely on animals to disperse their seeds. However, next to nothing is known about this critically important ecological process in the Chocó. CTR has begun a long-term study of seed dispersal by birds in the Chocó, with the aim of documenting natural patterns of seed dispersal and their importance for the regeneration and maintenance of rainforests in the area.

Frutos de Virola dixonii are important sources of food for a wide range of birds

By combining three pieces of information – what fruits the birds eat, how long it takes them to pass these seeds, and what their movement patterns are like during this window of time – we are able to calculate seed dispersal shadows for each of the species. Our study focuses on large avian seed dispersers such as toucans, parrots, guans, pigeons, and cotingas, as well as smaller, fruit-eating birds such as manakins and tanagers. This information provides novel insights on a basic ecological process while providing crucial information for locally relevant conservation decisions such as reforestation methodologies and land purchase strategies. Our long-term goal is to combine these data with information on seed dispersal by bats, other mammals, and insects to obtain a comprehensive understanding of this phenomenon and better direct conservation efforts in the zone.

Left: Pale mandible Aracari, one of many avian seed dispersers in the Ecuadorian Chocó
Right: Blue-fronted Parrotlet captured in a mist net as part of CTR’s long-term study on seed dispersal

Avian Sampling

Chocó rainforests house an outstanding diversity of birds, many of which are found nowhere else on earth. We have established a long-term study of avian diversity in the Chocó using both point counts and mist netting methods to document patterns of diversity in relation to habitat quality. This study, begun in 2003, combines point counts (in which birds are identified by song from pre-established monitoring stations) with mist nets (in which birds are captured in stationary nets, banded and measured, and released unharmed).

Our sampling regime allows us to compare avian diversity and abundance in primary, secondary, and selectively logged forests. We have captured over 6,000 individuals of 141 species, 11 of which had not previously been recorded in the zone, and have conducted over 1,000 hours of point counts. In addition to providing data on diversity and abundance in relation to habitat type and habitat preferences of individual species, we are gathering novel information in morphology, demography, breeding biology, hummingbird pollination biology, and natural history. This project has served as an honor’s thesis or training opportunity to many Ecuadorian and international students, including Luis Carrasco, Andrew Cook, and Erin Wianko. We plan to continue this sampling for the long term.

Left: One of over 6,000 birds captured to date as part of CTR’s long-term avian sampling work
Right: Woodpeckers form an important part of the Chocó avifauna

Hummingbird Pollination Biology

We have trapped thousands of individual hummingbirds of 14 species in mist nets as part of the avian sampling work described above. Capitalizing on this high capture rate, we have begun a study of hummingbird pollination biology based on collecting pollen from captured birds’ bills. Ms. Maria Fernanda Salazar and Ms. Veronica Salazar are jointly using this collection of pollen samples to leverage the first intensive study of hummingbird pollination biology in the Chocó. Each month, these honor’s thesis students at Universidad Central in Quito, Ecuador, analyze pollen grains collected in the field using a microscope in the laboratory of Dr. Carlos Ceron. The students also take regular trips to the study site to collect pollen samples from flowering plants to assist with identification. This work will further our understanding of this basic ecological process while laying the foundation for some fascinating future honor’s thesis projects.

Left: Sickle-billed Hummingbird, a specialist on Heliconia flores
Right: Heliconia flowers, an important source of nectar for many hummingbird species

CTR is studying how differences in foraging ecology result in different bill shapes in hummingbirds

Phenology

Since 2003, we have been gathering the first systematic data on timing and extent of flower and fruit production (plant phenology) in relation to habitat type for the Chocó. In 2003, Ms. Rocio Monobanda collected data along 9,000 meters of transect which pass through primary, secondary, and selectively logged forest for one full year. Additionally, Ms. Monobanda collected detailed data every three weeks on fourteen species of tree known to be important sources of fruit for avian frugivores. This work has served as an honor’s thesis project for Ms. Monobanda at Universidad Central. Since 2004, phenology sampling has been conducted by Mr. Domingo Cabrera, a man from a local community. Currently, we are taking systematic data on twenty species of tree. As with the avian sampling, our goal is to continue gathering long-term data on phenology.

Left: Tom Pearson gathering data on fruit production in the Ecuadorian Chocó
Right: Rocio Monobanda conducted an honor’s thesis project on phenology and fruit production

Reforestation and Natural Regeneration

Reforestation and establishing ecological corridors are top conservation priorities in the Ecuadorian Chocó. Yet the question of how to best regrow a rainforest remains unanswered. From a scientific perspective, the majority of reforestation efforts have proceeded with little attention to evaluation or the general applicability of findings. Without comparative study, the product of these projects is unpredictable and, at worst, may impede the natural progression of forest regeneration rather than assisting it. To construct functional habitat quickly enough to connect what is left before it is gone, reforestation must be designed not only to augment plant communities, but also to assist forest succession by counteracting the ecological factors that limit natural regeneration.

Ms. Amy Rogers, a Ph.D. candidate at UCLA, has designed an extensive, field-based study to address these challenges. Our goal is to identify optimal assisted natural regeneration techniques for the Chocó. Specifically, we are working to determine the ecological factors that pose the greatest obstacles to the transition from secondary to primary forest—information that will indicate the counteractive measures necessary to accelerate primary forest establishment in the Chocó. By ensuring that reforestation practices synergistically complement the natural limits of forest regeneration, Ms. Rogers is providing the area’s first systematically evaluated framework for corridor and buffer zone management objectives.

Left: A seed trap in primary Chocó rainforest
Right: Amy Rogers checking seed traps


Ver el vídeo: Variedades de ARBOLES en ECUADOR (Noviembre 2022).